PSICOLOGÍA CLÍNICA

TRATAMIENTO DE ADICCIONES 

PATOLOGÍA DUAL

Su mensaje del formulario se ha enviado correctamente.

Ha introducido los siguientes datos:

Pide Cita o llama Tel. 655 546 207

Por favor, corrija los datos introducidos en los campos siguientes:
Al enviar el formulario se ha producido un error. Inténtelo de nuevo más tarde.

Atención: Los espacios marcados con * son obligatorios.

Por favor, tenga en cuenta que el contenido de este formulario no está encriptado

Clínica de Psicología  G.SINadicciones

Son muchas las razones por las que se puede recurrir a la ayuda de un psicólogo: adicciones comportamentales y químicas, depresión, problemas familiares, trastornos de ansiedad o inestabilidad laboral pueden hacer que atravesemos crisis personales.

En G.SINadicciones  contamos con un equipo altamente cualificado cuyos servicios se distinguen por: una evaluación precisa, un diagnóstico cuidado y una atención personalizada.

 

Nuestro principal objetivo es la Prevención y Rehabilitación de Conductas Adictivas, la Prevención y Tratamiento de Problemas Emocionales y de Conducta y el tratamiento de la Patología Dual en jóvenes y adultos.

 

Pensamos que se puede cambiar, no somos iguales que hace unos años, se pueden cambiar las creencias, la forma de actuar, los gustos etc. Si dirigimos ese cambio, será más rápido y en la dirección deseada. En G.SINadicciones vamos a modificar sólo aquella parte de nosotros que nos hace daño.

 

El cambio terapéutico supone un aprendizaje de nuevas conductas más sanas y útiles para manejar ciertas situaciones que te resultan difíciles.

 

¿Cuándo debo acudir a un psicólogo?

Cuando existen problemas de Adicciones Tóxicas (Alcohol, Cannabis, Benzodiacepinas, Opiáceos, Cocaína, Drogas de Síntesis, Tabaco…) y Adicciones Comportamentales (Ludopatía, Internet, Videojuegos, Ejercicio Físico, Sexo…)

 

Cuando existe “Dolor Emocional”, en forma de emociones negativas intensas: depresión, miedo, pánico, cólera, desesperanza, ansiedad…

 

Cuando una persona significativa en tu vida (familiar, amigo) se ve afectado por un problema y apunta la necesidad de buscar solución.

 

Cuando otros especialistas (médicos, abogados) nos aconsejan buscar tratamiento psicológico.

 

Cuando después de seguir tratamiento psicofarmacológico, los resultados no han sido satisfactorios.